22 noviembre, 2016. Por

Kanyequiátrico

Kanyequiátrico

Siempre ha sido un excéntrico y un agitador, además de uno de los últimos grandes genios que ha dado la música, capaz de hacer las mejores gemas de pop urbano pero transigiendo incluso la música de vanguardias, adelantándose a todo.

Pero en los últimos días, Kanye West ha estado especialmente encendido, llevando el margen de su locura y su cordura a un límite superior: no sólo ofreció una sonada declaración en mitad de un concierto en París en el que confesaba que si hubiera ido a votar lo hubiera hecho por Donald Trump; sino que dos días después criticó duramente a sus amigos Beyoncé y Jay-Z acusándolos de chantahjistas, además de repartir también contra Barack Obama, Hillary Clinton y Mark Zuckerberg (dueño y creador de Facebook) en mitad de un concierto de dos canciones; más tarde cancelaría toda la gira prevista; y hace apenas un día subió a su perfil de Instagram 99 fotos de un catálogo de ropa.

¿El resultado? Según ha trascendido desde NCB News, el rapero más importante del mundo ha sido hospitalizado anoche y estará en observación en el Centro Médico de la UCLA de la ciudad de Los Angeles para una evaluación psiquiátrica tras asistir la policía a su domicilio por una llamada de un familiar. Al parecer, West ha salido esposado de su casa. Veremos cómo evoluciona.

 

Una foto publicada por Kanye West (@kanyewest) el

Kanyequiátrico